Code Babes: Aprende programación con profesoras 'strippers'

Consigue gratis tu cuenta

Crea una API REST con Node.js y MongoDB

En este curso vas a aprender a crear una API REST con Node.js y MongoDB, además de crear un entorno de desarrollo con Docker y Docker Compose.

Comenzar ahora
1613911_851750048172468_8485579513613826554_n

¿No consigues ninguna motivación para aprender a programar? ¿Te parece insufrible PHP? ¿Y HTML? Pues tienes a las Code Babes que a través de más de sus veinte lecciones te impulsaran a aprender. Cada vez que superes una prueba se quitaran alguna prenda de vestir. Nunca el 'striptease' fue tan altruista.

La cosificación sexual de la mujer es la esfera pública no es una novedad. La industria de la tecnología no iba a resultar ser la diferencia. El negocio es el negocio, lo que importa es “vender”. Pero no puedo evitar que esto siga molestándome, tanta ignorancia respecto al tema. Un poco más de conocimiento sobre teorías de género y sexualidad nos vendría bien.

Quizás no estén tomando el pelo como aquel vídeo viral del primer beso de 20 desconocidos, First Kiss, que resulto ser un 'spot' publicitario. Pero sea cierto o no, este experimento empresarial no deja de ser un ejemplo misógino típico de la sociedad patriarcal en la que vivimos, en la que los hombres feministas son especímenes raros.

¿Parece surrealista que en el siglo XXI sigan pasando estas cosas en Occidente? No. Mira un poco más allá de tu hombro, empieza por la industria de juguetes infantiles. Mira la televisión. Mira lo que ves en Internet. La publicidad es una de las herramientas más influyentes para crear prototipos sociales.

Leí en el Radiografía del Feminismo, un reportaje publicado en El País que: “se pronostica que para desterrar los roles de género hace falta como mínimo una generación más”. Es decir, tendremos que esperar a ser abuelos para poder quitarnos el androcentrismo de encima, cuando la mayoría considere que somos seres universales que solo necesitamos ser educados y respetuosos los unos con los otros (parafraseando a Caitlin Moran). Sí, las mujeres no somos sólo tetas y culos andantes.

Code Babes me hace desear ser una Femen Hacker. Y tú, si no eres un alienado más, supongo que también te parece ofensivo ¿o eres un geek patético con orgullo?


¿Quieres seguir aprendiendo?